03 DERECHO A EMIGRAR

Benedicto XVI  señalaba que las migraciones constituían un signo de los tiempos, y el Papa Francisco nos invita a responder al mismo desde la cultura del encuentro, siendo un “Una Iglesia sin fronteras, madre de todos”.

Con este nuevo cartel, os invitamos a profundizar en esta realidad actual y profundamente dolorosa, y hacerlo desde las claves de nuestra fe, evitando caer en la tentación de convertir este drama humano en un nuevo espectáculo pasajero.

Entre los signos de los tiempos reconocibles hoy se pueden incluir ciertamente las migraciones, un fenómeno que a lo largo del siglo recién concluido asumió una configuración, por decirlo así, estructural, transformándose en una característica importante del mercado del trabajo a nivel mundial, como consecuencia, entre otras cosas, del fuerte impulso ejercido por la globalización. Naturalmente, en este “signo de los tiempos” confluyen diversos componentes. En efecto, comprende las migraciones internas y las internacionales, las forzadas y las voluntarias, las legales y las irregulares, también sujetas a la plaga del tráfico de seres humanos. Y no se puede olvidar la categoría de los estudiantes extranjeros, cuyo número aumenta cada año en el mundo. (Benedicto XVI, “Migraciones: signo de los tiempos”. Mensaje para la XCII Jornada Mundial del Emigrante  y el Refugiado, 2006)

Los movimientos migratorios, de hecho, requieren profundizar y reforzar los valores necesarios para garantizar una convivencia armónica entre las personas y las culturas. Para ello no basta la simple tolerancia, que hace posible el respeto de la diversidad y da paso a diversas formas de solidaridad entre las personas de procedencias y culturas diferentes. Aquí se sitúa la vocación de la Iglesia a superar las fronteras y a favorecer «el paso de una actitud defensiva y recelosa, de desinterés o de marginación a una actitud que ponga como fundamento la “cultura del encuentro”, la única capaz de construir un mundo más justo y fraterno” (Papa Francisco, Mensaje para la Jornada Mundial del Emigrante y del Refugiado 2015).

migrantes

para compartir...Tweet about this on Twitter0Share on Facebook0Share on Google+0Share on LinkedIn0